viernes, 14 de marzo de 2008

Reciclaje a domicilio. Un barcelonés funda una empresa de recogida de residuos por pisos con empleados discapacitados

13/03/2008 19:35:00 Fuente: elperiodico.com
Tenía tanto tiempo libre para pensar como pereza para salir a la calle a sacar la basura. Una noche de hace un par de meses un vecino de Sarrià-Sant Gervasi, con ambas situaciones en su punto álgido, decidió rentabilizarlas y eliminar ambas de golpe. ¿Cómo? Acabando con su desempleo y emprendiendo la creación de una empresa que recogiera a domicilio residuos y basuras: Reciclem. ¿Dónde? En un principio en su zona, pero con la intención de extenderse a otros distritos. Siempre y cuando, claro está, funcione la prueba piloto que empezará en abril.Y a partir de ese mes, los vecinos que hayan contratado el servicio, a un precio de nueve euros mensuales, solo deberán dejar de lunes a sábado y de ocho de la tarde a diez de la noche las bolsas en el rellano de su puerta, aunque eso sí, con los residuos ya debidamente separados para ir destinados a sus contenedores correspondientes. Algo que, y más en esta zona, quizá con el mayor porcentaje de conserjes de la ciudad, igual no acaba de sentar demasiado bien al colectivo.Competencia a conserjesPorque muchos de ellos, como hace unas décadas hacían de forma habitual las porteras de cualquier modesta finca, se sacan un pequeño sobresueldo con las basuras. "No pretendemos competir con el portero, aunque es cierto que algunas comunidades no prescinden de ellos porque no tendrían quién les bajara las bolsas, al margen de que muchos no reciclan".Quien lo afirma es el artífice de esta iniciativa, Odón Casadesús, un barcelonés de 38 años que se quedó en el paro hace unos meses tras una fusión de la empresa de fotocopiadoras en la que trabajaba como director de informática y otra compañía. La nula experiencia como empresario le llevó hasta la agencia municipal Barcelona Activa, donde ha sido asesorado para este proyecto innovador en la capital catalana que tiene como valor añadido el contratar a trabajadores mayores de 45 años con alguna discapacidad, a los que ofrece un sueldo neto de 210 euros mensuales por 12 horas semanales.La idea es que por cada 80 vecinos se contrate, indefinidamente, a un empleado, aunque esto acabará dependiendo, cuenta Casadesús, de si se concentra la demanda en una zona o los clientes están alejados, con lo que requeriría más personal. De momento, y para empezar, busca a un trabajador, para lo que recurrirá al Instituto Municipal de Personas con Discapacidad.El negocio está casi a punto. En los próximos días, más de un barcelonés verá un Smart circulando (el suyo) tuneado con la información de la empresa y la web donde pedir la recogida (www.reciclem.cat). Otros, residentes de Sarrià-Sant Gervasi, se encontrarán en su buzón un folleto de publicidad."O no funcionamos o morimos de éxito", cuenta utilizando un plural inexistente, ya que por ahora no hay socios. Y antes de esto último, como punto intermedio, va más allá. Ve un filón en el puerta a puerta. Al margen de no descartar la posibilidad de acabar creando un planta de separación de residuos y vender él mismo los que recoja, también se ha planteado el ofertar limpieza del hogar o más servicios que irá madurando.